Aparecen amenazantes muñecos “ahorcados” en un puente catalán

La entidad Societat Civil Catalana (SCC) ha denunciado en las redes sociales la aparición de siete muñecos colgados boca abajo de un puente que simulaban ser votantes de tres de los partidos constitucionalistas que concurren a las elecciones catalanas del 21-D.

La imagen tomada a las 6:30 horas por un simpatizante de la entidad. En ella aparecen siete muñecos colgados por los pies, boca abajo. Tres de ellos contienen los logos de los partidos PSC, PPC y Cs, lo que la entidad interpreta como una manera de simular “el asesinato de votantes” de estas tres formaciones.

Los mossos investigan la autoría del acto en la C-17, a la altura de Malla, entre Vic y Tona

La escena ha aparecido en un puente que cruza la vía C-17, entre las poblaciones de Vic y Tona, y junto a los siete muñecos colgados ha aparecido también una pintada que pide la libertad para los “presos políticos”, en referencia a los exconsellers del Govern cesados y encarcadelados, así como a los presidentes de ANC y Òmnium Cultural, Jordi Sánchez y Jordi Cuixart.

Desde SCC aseguran que la imagen es “totalmente real”, aunque aún no han determinado si van a tomar alguna medida al respecto. Por su parte, fuentes de los Mossos han confirmado a La Vanguardia que están investigando la autoría de este acto que han situado a la altura de Malla (Barcelona), aunque no les consta que efectivamente se haya presentado denuncia alguna. Los muñecos han sido retirados hacia las 10:00 de la mañana.

Albiol presentará una denuncia porque “el nivel de odio de algunos independentistas nos recuerdan las maneras mafiosas del cártel de Medellín”

Aunque no hay de momento denuncia, está previsto que la haya después de que el PP de Catalunya haya anunciado su intención de presentar una ante los Mossos. El presidente de la formación y candidato a las elecciones del 21-D, Xavier García Albiol, ha justificado esta decisión porque considera el hecho inadmisible. Para Albiol, “el nivel de odio de algunos independentistas nos recuerdan las maneras mafiosas del cártel de Medellín” y “es el resultado del fanatismo que han generado Oriol Junqueras y Carles Puigdemont”, ha opinado.

La imagen recuerda a la que apareciera hace justo una semana en Pamplona por un caso bien diferente. El pasado 24 de noviembre, la Policía Municipal de la ciudad retiró cinco muñecos que habían sido colocados colgando de un puente acompañados de una pancarta en la que aparecían las fotos de los cinco acusados de la supuesta violación grupal de los Sanfermines, junto con la palabra ‘Justizia’ (en euskera).

Fuente EP Mundo La Vanguardia