El hermano asesinado de Kim Jong-un portaba un insólito artículo

Kim Jong-nam, el hermanastro del actual líder norcoreano asesinado en el aeropuerto de Kuala Lumpur en febrero pasado, llevaba en su mochina una docena de ampollas de atropina que se usa como antídoto para combatir los efectos de algunos venenos y agentes nerviosos como el VX, reveló el diario malasio Star Online.

El periódico cita a la Dra. K. Sharmilah, jefa de la unidad de alcohol y toxicología clínica del Departamento de Quimica que forma parte del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de Malasia.

“Recibí estos objetos [el antídoto] junto con otras siete pruebas que la policía me entregó a las 16:06 del 10 de marzo para pruebas de toxicología”, dijo Sharmilah al prestar declaraciones el miércoles ante la Corte Suprema.

La experta negó que la etiqueta del antídoto estuviera marcadas en coreano, como sugirió el abogado de la defensa.

Kim Jong-nam, de 45 años, quien viajaba con pasaporte a nombre de Kim Chol, murió envenenado después de que dos mujeres —la indonesia Siti Aisyah y la vietnamita Doan Thi Huong, ambas detenidas y procesadas desde principio de octubre— le rociaran la cara con un gas nervioso en el aeropuerto internacional de Kuala Lumpur el 13 de febrero de 2017.

Detalles sin resolver

Otros cuatro sospechosos, nacionales de Corea del Norte, lograron escapar a Pyongyang, supuestamente con la asistencia del segundo secretario de la embajada norcoreana y de un empleado de la aerolínea Air Koryo.

Corea del Norte rehusó cooperar en la investigación del caso y acusó a las autoridades de Malasia de confabularse con Seúl que desde un principio responsabilizó del asesinato a Pyongyang.

La acusación desató una crisis diplomática entre Kuala Lumpur y Pyongyang que expulsaron a sus respectivos embajadores. Corea del Norte también anunció una prohibición temporal para la salida de malasios de su territorio nacional, a lo que Malasia respondió simétricamente.

Fuente EP Mundo Mundo Sputnik