Estas son las plagas que más azotan a las casas y edificios españoles

Sensibilizar a la población de la importancia de controlar las plagas que con mayor asiduidad afectan a viviendas y edificios. Este es el objetivo del I Día Mundial de la Concienciación sobre las plagas, que se celebra este martes, 6 de junio con el apoyo de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En España cucarachas, xilófagos y roedores son los protagonistas de la mayoría de las intervenciones de las empresas de control de plagas, según la empresa Rentokil Initial. Además de la OMS, la Confederación Europea de Empresas de Control de Plagas (CEPA), la Asociación de Control de Plagas de Asia-Pacífico (Australasia- FAOPMA) y la Asociación Nacional de Empresas de Control de Plagas de EEUU (NPMA) recuerdan la importancia que tiene esta industria a la hora de proteger la salud pública.

Las plagas pueden transmitir enfermedades

Así, advierten de que las plagas comunes como las carcomas o termitas pueden causar graves y costosos daños en las viviendas, mientras que roedores, cucarachas y moscas son vectores directos de transmisión de enfermedades o pueden incluso contaminar alimentos con solo su contacto. Por ejemplo, las cucarachas pueden contagiar salmonelosis, disentería o, incluso, gastroenteritis.

Además, diversos estudios realizados, confirman la relación en algunos crisis asmáticas con los excrementos de cucarachas. Por lo que respecta a los roedores, algunos tipos pueden transportar gérmenes en su orina y transmitir enfermedades, además de propagar otras patologías a través de garrapatas, pulgas y ácaros. Aparte, existen otro tipo de plagas que a menudo afectan a viviendas y edificios, como las lepismas o pececillos de plata, chinches de cama, hormigas y pulgas.

El problema de las alergias

Otro aspecto que la celebración del Día Mundial de la Concienciación sobre las plagas quiere resaltar son las alergias que producen las picaduras de chinches, avispas o los pelos urticantes de la procesionaria del pino. Los síntomas pueden ir de una leve sensación de picor y escozor a episodios asmáticos o incluso un shock anafiláctico, que podría provocar la muerte.

También, las garrapatas suponen una amenaza para la salud de los seres humanos a través de la transmisión de enfermedades, como la temible borreliosis de Lyme. Si no se diagnostica a tiempo, esta patología puede conllevar complicaciones en articulaciones, corazón y sistema nervioso. En este sentido, los expertos recuerdan lo importante que es prevenir y controlar estas plagas, y ponen como ejemplo el brote de Zika que hubo en 2016, una enfermedad emergente que transmiten los mosquitos.

El presidente de la Confederación Europea de Empresas de Control de Plagas (CEPA), Bertrand Montmoreau, ha informado que desde que la organización lanzó el programa de certificación Empresa Certificada CEP, más de 300 empresas de control de plagas en toda Europa se ha sometido voluntariamente una auditoría de certificación a terceros para conseguir el Certificado CEPA.

Fuente EP Mundo La Vanguardia