Germán Ferrer sigue dejando al descubierto las artimañas del Gobierno

La crisis política en Venezuela se agrava considerablemente, conforme se acerque el día de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) de Nicolás Maduro, la cual coloca en riesgo la democracia y la libertad del país y ha dejado desmontado al régimen en su modo de operar a favor de un grupo en el poder.

Así lo dejó evidenciado el también diputado de la Asamblea Nacional por el chavismo, donde aseguró que tanto su esposa como él son calificados de “traidores” por parte del Gobierno ya que están “acostumbrado a la sumisión total”.

De igual forma, aseguró que los altos dirigentes de la cúpula del régimen están acostumbrados a transgredir la ley “en función de algunos intereses particulares de partido o personas, donde tienes que jurar absoluta lealtad pasando por encima de lo que establece los estamentos construidos por todos como es la Constitución Nacional, asumiéndose como un mecanismo de manipulación y chantaje”.

Por otra parte, se dirigió a Tarek William Saab, el defensor del Pueblo, asegurando que es “infame” la declaración ofrecida sobre la experticia grafotécnica de la firma de Luisa Ortega.

“Es mentira lo que está diciendo, las pruebas que están haciendo son sobre otras actas y creo que queda muy mal como institución y como persona, no tienen forma de demostrarlo”, aseveró.

Fuente EP Mundo Venezuela al Día