La Liga pone difícil la libertad de Neymar

Los abogados de Neymar han acudido esta mañana a la sede de LaLiga para pagar el precio de su libertad y que este pueda firmar definitivamente por el PSG.

Sin embargo, la asociación de clubes ha rechazado el pago de la cláusula rescisión que asciende a 222 millones de euros, según ha confirmado la asociación de clubes a La Vanguardia.

Juan de Dios Crespo, abogado especializado en derecho deportivo y director del departamento deportivo del despacho Ruiz-Huerta & Crespo, ha sido el encargado de depositar en la sede de LaLiga el millonario cheque. Crespo llegó a la sede de LaLiga en compañía de un notario para levantar acta de todo lo que allí sucediera, pero no pudo cumplir con su cometido y abandonaron la sede en Madrid sin hacer declaraciones a los medio.

La asociación de clubes, que dirige Javier Tebas, ha rechazado su pago, cumpliendo con la amenaza que había lanzado días atrás

El brasileño cuenta ahora con varias opciones para asegurar que ha realizado el pago de su cláusula. La primera es depositar el cheque de los 222 millones de euros en una notaría a nombre del Barça. La segunda es realizar directamente una transferencia a LaLiga. Por último, una vez que pudieran demostrar que el pago ha sido realizado, el PSG podría solicitar a la FIFA un transfer provisional para poder incorporarse cuanto antes a su nuevo equipo, que el sábado debuta ante el Amiens en el campeonato de Liga.

El presidente de LaLiga, Javier Tebas, ya adelantó el miércoles que no aceptaría el dinero por considerar que este traspaso va en contra de las normas del ‘fair play financiero’ de la UEFA. Sin embargo, tal y como afirma Xavier Canal, abogado especializado en derecho, el presidente de LaLiga está” incumpliendo la legalidad al no permitir que se haga ese ingreso”.

El presidente de LaLiga está” incumpliendo la legalidad al no permitir que se haga ese ingreso”

Neymar comunicó ayer al Barça que su intención es abandonar este verano el club azulgrana. El club azulgrana se cerró en banda y se negó a establecer ningún tipo de negociación, por lo que el PSG o Neymar intentan desde entonces ingresar la cláusula de rescisión del jugador. El fichaje del brasileño por el PSG sigue alargándose y podría acabar en los tribunales.

Fuente EP Mundo La Vanguardia