La mesa estará incompleta esta Navidad y no por la escasez

Muchas son las familias que tendrán un fin de año atípico, triste y lleno de drama. La principal razón, el tener que separarse de los suyos, producto del éxodo masivo que a diario asciende en cifras alarmantes.

El terminal Rutas de América, ubicado en la avenida Fuerzas Armadas del centro de Caracas, es lugar de las despedidas. Pero en este diciembre, han incrementado la cantidad de usuarios que deciden asumir esta ruta como vía de escape a la crisis del país.

Viviana Mujica se encontraba desde las 8 de la mañana en el lugar junto a sus tres hijos, una reunión familiar, pero llena de nostalgia. Le tocó despedir a su esposo, luego de 14 años de casada, quien emprendió un viaje a Chile para buscar un mejor futuro para su familia.

Pasada una hora en el lugar, su esposo tuvo que ingresar a la sala de espera, se comunicaban vía telefónica, y ambos vivían el mismo sentimiento de impotencia por tener que separarse, según dijeron por obligación al escenario actual. Tienen la esperanza de reencontrarse el próximo año, para darles una mejor calidad de vida a sus hijos, todos menores de edad.

Al menos tres autobuses parten diariamente de este terminal terrestre hacia otras tierras, entre ellas: Ecuador, Chile y Perú. Los costos de los boletos superan los 18 millones de bolívares. Quienes emigran tienen que guardar toda una vida en una maleta de 20 kilos y un equipaje de mano.

Fuente EP Mundo Caraota Digital