Las sometían a punta de santería para prostituirlas

Agentes de la Policía Nacional han detenido a siete personas como presuntos autores de delitos relativos a la prostitución, contra los derechos de los trabajadores, favorecimiento de la inmigración ilegal y tráfico de drogas.

A mediados de este pasado mes de septiembre, la Jefatura Superior de Policía de la Región de Murcia, tuvo conocimiento de una denuncia anónima interpuesta a través del número de teléfono gratuito del servicio de atención a las víctimas de trata de seres humanos 900.105.090, dependiente del Centro de Inteligencia y Análisis de Riesgos (CIAR), dependiente de la Comisaría General de Extranjería y Fronteras.

En la denuncia se ponía en evidencia la existencia, en Lorca, de un entramado delictivo liderado por una mujer de origen brasileño quien, ayudada por otras personas, había creado una red criminal dedicado a la explotación sexual y laboral a lo que se añadían actividades de tráfico de drogas.

Captación de mujeres en una cafetería

La investigación puesta en marcha puso al descubierto que dichas actividades ilegales se estaban llevando a cabo en un chalé situado en el extrarradio y en un piso situado en el centro de Lorca. Además, la organización disponía de una cafetería localizada en la Ciudad del Sol, donde captaban a chicas para trabajar y posteriormente las derivaban al chalé y al piso para el ejercicio de la prostitución, donde también se vendían sustancias estupefacientes.

Este grupo criminal, a pesar de disponer varios establecimientos con numerosos trabajadores, solo tenía una persona contratada y dada de alta en el Régimen de la Seguridad Social por lo que era constatable el empleo fraudulento de trabajadores cuyo número oscilaba entre ocho y catorce personas, especialmente de ciudadanas extranjeras en situación irregular en España.

Numerosas indagaciones permitieron a su vez obtener evidencias de un gran poder adquisitivo por parte de los miembros de esta banda, constando bajo su titularidad varios inmuebles, algunos en zonas residenciales y además vehículos de alta gama.

Habitaciones dedicadas a ‘altares de santería’

Recientemente se ha procedido a la entrada y registro simultáneo en cinco inmuebles y establecimientos en la ciudad de Lorca y Alhama de Murcia, en los que se intervino una gran cantidad de dinero y de papelinas que contenían sustancia estupefaciente, concretamente cocaína. Asimismo se incautó una ‘roca’ de 300 gramos de gran pureza de cocaína y numerosos útiles para la manipulación y preparación de las dosis.

Los responsables se granjeaban la obediencia, confidencialidad y fidelidad de sus víctimas a través de la santería

En los registros efectuados se hallaron habitaciones dedicadas exclusivamente a altares de santería. Al parecer, los dos principales investigados se autodefinían como maestros santeros, practicando la magia blanca, la magia negra y el sacrificio de animales. Una práctica que suponía una carga coactiva sobre las mujeres extranjeras captadas, de origen sudamericano, y gracias a lo cual los responsables se granjeaban la obediencia, confidencialidad y fidelidad de dichas víctimas.

Siete detenidos y 108.000 euros incautados

En el interior de los inmuebles y locales a los que se accedió se encontró a numerosas mujeres en situación irregular, algunas víctimas y otras responsables. Siete personas de nacionalidad brasileña, cubana y española, con edades comprendidas entre los 25 y los 47 años fueron detenidas. Alguno de los arrestados aportó documentación de identidad extranjera falsa por lo que fue también se le imputó falsedad documental.

De las diez trabajadoras extranjeras que fueron halladas, ocho se hallaban en situación irregular y se encontraban en una precaria situación económica, situación de vulnerabilidad de la que se aprovechaban los arrestados.

En el registro efectuado en un bungalow situado en Alhama de Murcia, gracias a la participación de la Unidad de Guías Caninos, los agentes encontraron ocultos, en un rodapié de los muebles de la cocina, un neceser que contenía 100.000 euros a los que se añaden otras cantidades menores halladas en otros domicilios

Fuente EP Mundo La Verdad de Murcia