Mariano Rajoy planifica algo junto a Donald Trump

La Moncloa y el Ministerio de Asuntos Exteriores están ultimando un viaje del presidente Mariano Rajoy a Estados Unidos a finales de septiembre con el objetivo de participar en la Asamblea General de Naciones Unidas y ser recibido por el presidente Donald Trump en la Casa Blanca, según fuentes diplomáticas.

El programa del viaje prevé que Rajoy llegue a Nueva York en torno al 22 de septiembre, al final de la semana de debate de la Asamblea General de la ONU, que intervenga durante el fin de semana en un foro en Williamsburg (Virginia) y que se desplace luego a Washington, para reunirse con Donald Trump el lunes 25 o martes 26.

Rajoy será ser recibido por el presidente Donald Trump en la Casa Blanca en septiembre

A falta de que se cierre definitivamente la cita, en la que la Administración española y la estadounidense vienen trabajando en los últimos meses, esta sería la primera entrevista entre Rajoy y Trump, que se saludaron brevemente durante la cumbre de la OTAN celebrada en mayo pasado en Bruselas y mantuvieron dos conversaciones telefónicas el 12 de diciembre, antes de que el nuevo presidente estadounidense tomara posesión del cargo, y el 7 de febrero.

Rajoy tiene previsto llegar a Nueva York al final de la semana de debate en la Asamblea General, que arranca el 19 de septiembre, por lo que no coincidirá allí con Trump y no podrá asistir a la tradicional recepción que el presidente de Estados Unidos ofrece a los mandatarios que acuden a la gran cita anual de la ONU. En todo caso, lo que buscaba Moncloa no era un encuentro entre ambos en los pasillos de Naciones Unidas sino una visita a la Casa Blanca, para lo que tendrá que esperar a la semana siguiente, aprovechando un hueco en la agenda de Trump el lunes o martes.

El presidente del Gobierno ha visitado en varias ocasiones Naciones Unidas desde que llegó a la Moncloa –la última vez en diciembre pasado, para presidir una sesión del Consejo de Seguridad, del que España formó parte durante el bienio 2015-16–, pero fuentes diplomáticas subrayan la importancia de que lo haga ahora, cuando España está a punto de incorporarse al Consejo de Derechos Humanos de la ONU. La elección está prevista en octubre en la Asamblea General, pero la entrada de España está asegurada después de que Francia retirase su candidatura.

Para cubrir el tiempo entre su intervención en la ONU y la cita en la Casa Blanca, está previsto que Rajoy participe en un foro que se celebra durante el fin de semana en Williamsburg, en el estado de Virginia.

El presidente del Gobierno ha visitado en varias ocasiones Naciones Unidas

Las fuentes consultadas señalan que la visita a la Casa Blanca, adelantada este viernes por ABC, está pendiente de que se cierren definitivamente las agendas y que todo el viaje está sujeto a la incertidumbre que planea sobre la situación política española.

El desplazamiento a EE UU está previsto a pocos días del referéndum ilegal anunciado por la Generalitat de Cataluña para el 1 de octubre. En esas condiciones, las mismas fuentes alegan que podría imponerse la idea de seguir adelante con los planes para trasladar una imagen de normalidad institucional, pero también considerarse inadecuado que el presidente se ausente tantos días de España.

El desplazamiento a EE UU está previsto a pocos días del referéndum ilegal anunciado por la Generalitat de Cataluña

En ese caso, podría recortarse el programa y limitar el viaje a la visita a la Casa Blanca. Además de viajar a EE UU, Rajoy tiene que acudir esa misma semana a la cumbre sobre mercado digital que los mandatarios de la UE celebrarán en Tallin (Estonia) el 29 de septiembre.

La visita a la Casa Blanca se producirá después de que el Departamento de Estado haya confirmado oficialmente que el magnate Duke Buchan III, donante de la campaña de Trump y patrocinador del estudio del castellano en EE UU, será el nuevo embajador en España y Andorra, aunque su nombramiento está pendiente de que sea ratificado por el Senado.

Fuente EP Mundo El País