Revelan horrendos detalles del niño degollado y quién lo mató

Un cadáver en condiciones nauseabundas, colmado de una gusanera, heridas mortales, la perdida de una inocencia y hechos que revelarán un crimen atroz, que inició con el hallazgo mortífero de un niño de 10 años ese 6 de julio a las 02:00 de la tarde en el conocido poblado de Caucaguita, lugar ubicado en el estado Miranda.

El pequeño, quien aún no ha sido identificado, presentaba heridas punzo penetrantes efectuadas con un arma blanca, había sido degollado y tenía exposición de vísceras.

Su cuerpo estaba abandonado en medio de la maleza de un sector llamado Negro Primero.

Unos niños inocentes que jugaban por el lugar se encontraron con aquella escena dantesca, no esperaron y avisaron de inmediato a sus mayores y estos a los pesquisas del Cuerpo de Investigaciones, Científicas, Penales y Criminalísticas, quienes acordonaron y realizaron la inspección técnica del sitio del hallazgo.

En los sabuesos del cuerpo detectivesco comenzaron a surgir varias preguntas: ¿Quién había matado a este niño para luego abandonar su cuerpo en medio de la maleza?, ¿Si era de la zona?, buscar algún conocido que lo reconociera, y los motivos del crimen. Una investigación que se pondría en marcha.

Ese mismo día del hallazgo del pequeño cerca de la zona encontraron el cadáver de una mujer con heridas parecidas a la del infante, un hecho que amplió la investigación.

Identificaron un cadáver que no era el de Caucaguita

Los esposos Edgar Antonio Arriechi Hernández y Diana Carolina Ramírez de Arriechi el día 11 de julio asistieron a la morgue de Bello Monte, situada en Caracas, debido a que les habían informado sobre el hallazgo de un niño en Caucaguita y que lo habían trasladado al recinto capitalino para realizarle la autopsia.

Estos padres como tenían más de un mes buscando a su hijo identificado como Leswi Omar Arriechi Ramírez, de ocho años, quien había sido secuestrado el 2 de julio cuando se encontraba cercano a una panadería de El Cementerio, pensaron que se trataba de su hijo, por una marca que tenía en la mejilla y que la misma la presentaba el cadáver del infante de Caucaguita.

Aunque no lograron detallar más rasgos, debido a que el cuerpo estaba en avanzado estado de descomposición.

Con sus esperanzas rotas y su corazón vuelto añicos, estos padres comenzaron a realizar todo el papeleo para retirar este cuerpo, pero cuando estaban esperando la carroza fúnebre para llevárselo y enterrarlo en el Cementerio General del Sur, los llamaron para informarles que Leswi Omar estaba vivo y que se encontraba en un albergue de la Lopna en Los Chorros, a donde acudieron y verificaron que si era él. Ante ello el cuerpo del niño hallado en Caucaguita siguió sin ser identificado.

Lo que está detrás del hallazgo

Sabiendo que el niño hallado en Caucaguita no había sido identificado aún los Cicpc siguieron con las investigaciones, recorrieron los lugares cercanos al hallazgo, para lograr conseguir un vestigio de evidencia o de datos que llevaran a identificar al menor.

Se guiaron por la dama hallada muerta el mismo día que encontraron al niño. Se dirigieron hasta su vivienda en el poblado y se toparon con el hijo mayor de esta.

Extraoficialmente se conoció que los funcionarios lo interrogaron y luego de ciertas inconsistencias en su testimonio, comenzaron a sospechar de él.

Los pesquisas verificaron la vivienda e hicieron una inspección técnica del lugar, con pruebas de luminol logrando detectar trazas de sangre en el domicilio. Tras un intenso interrogatorio el hijo mayor de la mujer reveló que mató a su madre, a su hermano de 10 años (hallado degollado en Caucaguita) y a su hermano menor, un bebé de 11 meses de nacido.

A su madre la mató a puñaladas, el bebé fue estrangulado por la novia de este, quien también se encontraba en la vivienda, y al pequeño de 10 años lo degollaron, puñalearon, y le abrieron el abdomen.

Los funcionarios también lograron identificar al hijo mayor como victimario y autor material del crimen de su madre y hermanos, debido a que en sus brazos presentaba rasguños, que le habían propinado las víctimas buscando defenderse de su verdugo. El macabro homicida se encuentra detenido. El equipo de El Cooperante se encuentra investigando la identidad de las víctimas y victimario y el móvil del crimen. Más adelante ofreceremos más detalles.

Fuente EP Mundo Noticias al Día y a la Hora