Saltar al contenido
13
May

Acaban con campamento ilegal de agresores sexuales

Actualizado: 13/05/2018 13:51

La policía del condado de Miami- Dade ha iniciado este sábado el desalojo de un asentamiento callejero de agresores sexuales. Según fuentes cercanas. Hacía ya cinco años que existía este rincón marginal tolerado por las autoridades en el que fueron acampando condenados por delitos de abusos según salían de la cárcel.

La severa normativa del condado de Miami-Dade prohíbe a quienes cometieron esta clase de crimen vivir a menos de 600 metros de las escuelas, el doble de lo que establece la ley estatal de Florida, y este limitante, sumado al rechazo social y laboral que provocan por su tipo de antecedente penal, ha contribuido a la formación de este insólito enclave de parias sexuales.

El jueves un juez dio permiso al condado para desmantelarlo. El Gobierno local lo considera un problema de salud pública que además infringe una nueva ley que ordena el arresto de los agresores sexuales que duerman en espacios públicos que sean propiedad del condado.

Según la versión oficial se pretende ayudar a estas personas a encontrar viviendas que cumplan con la prohibición de los 600 metros, aunque advierten de que ya se han hecho esfuerzos para conseguirlo y la mayoría no ha mostrado interés.

El campamento se encuentra en medio de un polígono industrial. El condado había instalado aseos móviles y un punto de agua no potable para que pudieran asearse.