Adolescente desnutrida tiene un espeluznante final

El pasado dos de noviembre, una niña de 13 años fue ingresada en el centro Hospitalario Julio C. Perrando de Resistencia provincia de Chaco, en Argentina, embarazada de 28 semanas y con un cuadro clínico muy complicado que obligó a que se le practicase una césarea.

La menor falleció pocas horas después por una infección generalizada al igual que el bebé, que pesó 1300 gramos al nacer, a pesar de los esfuerzos que se realizaron en neonatología.

La niña, que pertenece a la comunidad qom, más precisamente a la etnia wichí, sufrió una falla multiorgánica debido a que el oxígeno no llegaba a sus tejidos. Su tía, de 15 años y único pariente que la acompañó al hospital, aseguró que la menor vivía, desde 2016, con un hombre de 19 años, quien abusaba constantemente de ella.

Las últimas cifras del informe «Niñas y adolescentes menores de 15 años embarazadas», publicado por el Ministerio de Salud de Argentina, indica que Chaco posee el índice más alto de embarazo adolescente: 5,2 por ciento.

El análisis de la Tasa de Mortalidad Infantil de Argentina -que también difundió el Ministerio de Salud nacional- ubicó a Chaco como una de las 11 provincias que superaron el valor superior establecido a la media nacional (9,7 por ciento).

Fuente EP Mundo 800 Noticias
Cargando...
Cargando...