Saltar al contenido
bañarse todos los días
30
Nov

Bañarse todos los días no es tan bueno como creías

Actualizado: 30/11/2018 18:28

No hay nada más reconfortante que una ducha después de un largo día de trabajo, pero ¿Existe algún problema en bañarse todos los días? Desde niños nos enseñaron a bañarnos todos los días, pero podría podría no ser la mejor opción para nuestra salud.

¿Es bueno ducharse a diario?

“De acuerdo a Clínica Mayo, debemos limitar la duración del baño pues tanto el agua caliente como los baños prolongados eliminan los aceites naturales de la piel, ocasionando posible sequedad.”

La piel seca puede provocar picazón, descamación, piel áspera, sensación de tirantez, líneas y arrugas en la piel, enrojecimiento y en casos graves, las grietas en la piel pueden sangrar.

Aunque la mayoría de las veces, la piel seca no causa afectaciones graves, si no se hace algo al respecto para conservar la humedad en la piel, se puede provocar dermatitis atópica o infecciones en la piel ocasionando que ingresen bacterias en el cuerpo.

Por su parte, Elaine Larson, de la Universidad de Columbia en Estados Unidos, comentó:

“Ducharse en exceso puede reducir la hidratación de la piel y causar agrietamiento lo que permite la entrada de gérmenes”.

El bañarse todos los días no solo no es una buena opción para la piel, sino también para el cabello, pues la mayoría de los shampoo suelen tener ingredientes químicos de limpieza que suelen irritar el cuero cabelludo y dañarlo. Dando como resultado un cabello reseco.

Estas son las recomendaciones de limpieza para cuidar tu piel y cabello respecto al baño:

  • Limita tu exposición al agua, los baños no deben ser de más de 10 minutos y no utilizar agua muy caliente.
  • Tomate tu tiempo en elegir el jabón adecuado para tu tipo de piel, procurando que sean jabones suaves e ingredientes hidratantes.
  • Después de bañarte seca tu piel con suaves golpecitos con la toalla, esto ayudará a conservar por mayor tiempo la humedad.
  • Utiliza cremas humectantes inmediatamente después de bañarte, de preferencia cuando la piel aún está húmeda.
  • Cuando laves tu cabello trátalo con suavidad, utiliza shampoo que no sea agresivo con tu cuero cabelludo, pues esto podría ocasionar además de maltratarlo, riesgo de caída.
  • Evita los peinados donde aprietes el cabello como trenzas o “colas de caballo”.
  • No lo cepilles cuando esté húmedo, espera a que seque.
  • Utiliza un peine de diente ancho, esto ayudará que tires menos cabello.

De acuerdo a estas recomendaciones, lo mejor para la piel es no exceder en el baño, primero no hacerlo más de una vez al día (hay personas que tienen esta costumbre) y segundo tu ducha no debe sobrepasar de los 10 minutos, tanto por el gasto de agua, como por el cuidado de tu piel.