Ella robó una caja fuerte por pura venganza

Su salida de la tienda donde trabajaba no pintó nada bien, y desengañada, decidió dar un golpe bajo que le resultaría muy mal.

La Policía Foral ha detenido recientemente a una joven pareja como presuntos autores de un delito de robo con fuerza cometido en una tienda de la calle Carlos III de Pamplona.

Los detenidos son D.L.G., de 28 años y ex empleada que había sido despedida por un hurto anterior de 7.700 euros en la misma tienda, y su pareja, P.F.C. de 24 años. Ambos son vecinos de Zizur y Gorraiz respectivamente.

Los hechos se conocieron gracias a la colaboración ciudadana. Una persona informó a la Policía Municipal de Zizur cómo había visto a un hombre desprendiéndose de una caja fuerte metálica, que escondió en un lugar recóndito del término municipal y fue recuperada por la policía.

El vecino aportó también datos del coche con el que huyó, que fueron fundamentales para la investigación y determinar la autoría del robo.

Posteriores pesquisas, realizadas por la Brigada de Judicial Norte de la Policía Foral, identificaron a los presuntos autores gracias a que el establecimiento proporcionó imágenes de las cámaras de seguridad mientras se perpetraba el delito.

Además, la ropa y zapatillas utilizadas durante el robo fueron descubiertas como evidencias en un posterior registro de su domicilio, donde los policías forales localizaron además 5.800 euros y distintas cantidades de cannabis y speed.

Una llave los delata

El esclarecimiento definitivo vino al descubrirse en la vivienda de la pareja una copia de una llave que coincidía con la utilizada para abrir la puerta exterior de la tienda, desde donde se puede desactivar la alarma y acceder al lugar donde se encontraba la caja fuerte.

Se aconseja que para casos similares se proceda al cambio de bombín de la puerta, con el fin de evitar que posibles copias de llave puedan ser utilizadas para acceder al establecimiento.

Finalmente un responsable de la tienda denunció los hechos en la Oficina de Atención Ciudadana de la Policía Foral, a la vez que fueron detenidos los presuntos autores, que pasaron a disposición judicial. Las diligencias propias del atestado se han remitido al Juzgado de Instrucción nº 1 de Pamplona, que instruye la causa.

Fuente EP Mundo El Español Navarra
Cargando...
Cargando...