Guta Oriental escondía un escalofriante laboratorio

Las fuerzas sirias hallaron en Guta Oriental un laboratorio, donde los rebeldes fabricaban sustancias tóxicas de destrucción masiva, comunica la agencia siria SANA.

Entre otras sustancias, en el laboratorio ubicado en el pueblo de Shefonia, los militares encontraron cloro. El lunes 12 de marzo, durante una inspección en el pueblo de Aftris, localizaron otro laboratorio de producción de municiones químicas.

Este 13 de marzo el Estado Mayor ruso declaró que los grupos armados en el arrabal damasceno de Guta Oriental preparan una provocación con el uso de armas químicas para que EEUU pueda aprovecharla y lanzar un ataque contra los barrios gubernamentales de Damasco, donde en estos momentos se encuentran los militares rusos.

El ministro ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov, prometió “consecuencias graves” si EEUU implementa estos planes. La oposición siria denunció el pasado 4 de abril que 80 personas murieron y 200 sufrieron heridas tras el supuesto ataque con armas químicas en la ciudad de Jan Sheijun de la provincia de Idlib (noroeste).

La denuncia indicaba como responsables a las tropas gubernamentales de Siria, que rechazaron decididamente esta acusación y la cargaron a los grupos radicales y sus patrocinadores. Las autoridades sirias declararon que jamás usaron armas químicas contra civiles ni terroristas y que todo el arsenal de agentes tóxicos fue retirado del país bajo control de la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ).

El Mecanismo Conjunto de Investigación de la ONU y la OPAQ presentó a finales de octubre al secretario general de la ONU su informe sobre dos supuestos ataques químicos: el uso de sarín en Jan Sheijun el 4 de abril de 2017, y el de gas mostaza en Umm Hawsh del 15 al 16 de septiembre de 2016. El informe responsabilizó a Damasco del primer caso, y al grupo terrorista ISIS (proscrito en Rusia), del segundo.

Fuente EP Mundo Mundo Sputnik
Cargando...
Cargando...