¿Has sentido sueño después de almorzar? Tiene una explicación científica

¿Alguna vez te has sentido con sueño luego de almorzar? Pues es algo muy normal y tiene una explicación científica.

La modorra explicada

“Hay un par de razones que explican por qué experimentamos cansancio después del almuerzo”, explicó el nutricionista Robbie Clark en una entrevista con Huffington Post Australia, “pero la principal es el proceso digestivo”. Según el experto, nuestro cuerpo utiliza energía para digerir los alimentos que consumimos y, si bien no lo notamos, ese trabajo puede cansarnos. Él agregó que:

“Nuestro cuerpo requiere energía para funcionar y sobrevivir. Conseguimos esa energía a través de la comida, que se deshace a través del proceso digestivo y se convierte en combustible, y los macronutrientes proveen calorías (o energía) a nuestros cuerpos. Nuestro sistema digestivo dispara muchas respuestas dentro de nuestro cuerpo”.

Otra razón puede ser el tipo de alimentos que consumes. La cantidad de insulina que produce el cuerpo después de comer ciertos alimentos puede aumentar la producción de serotonina y melatonina, las hormonas que regulan la felicidad y el sueño, respectivamente.

“La secreción excesiva de insulina causa que el triptófano, un aminoácido esencial, viaje hacia el cerebro. Una vez ahí, hace que se aumente la producción de serotonina y melatonina, dos neurotransmisores que tienen un efecto calmante y ayudan a regular el sueño”, señaló Clark, “alrededor del 90 % de la serotonina del cuerpo se encuentra en el sistema digestivo, donde regula los movimientos intestinales”.

No todos los alimentos tienen el mismo efecto. Según la nutricionista Jemma O’Hanlon, los responsables son los carbohidratos:

“Los alimentos que contienen carbohidratos, como pan, pasta, arroz y patatas, aumentan la producción de un neurotransmisor conocido como serotonina, que puede mejorar el humor, pero también nos hace sentir algo somnolientos”.

Entonces, ¿de qué alimentos te tendrías que alejar si quieres mantenerte despierto durante la tarde? Productos con mucha proteína, como la espinaca, la soja, huevos, queso y pescado contienen altos niveles de triptófano. El pan blanco también es un gran culpable, pero si no puedes eliminarlo de tu dieta, mejor cámbialo por uno integral. Según Clark:

“Cuando consumes pan blanco el cuerpo absorbe rápidamente el almidón sin fibras y el azúcar refinado, y eso causa un aumento en los niveles de glucosa en la sangre. Este aumento dura poco y resulta en una caída de los niveles de azúcar en la sangre, que puede llevar a sentir cansancio y somnolencia”.

¿Cómo evitar el cansancio después de las comidas?

Según los expertos, hay algunas cosas que puedes hacer para evitar sentirte cansado después de una comida:

No te olvides del desayuno: la primera comida del día te carga de energías para el resto de la jornada, y si la dejas pasar es más probable que luego comas más de lo que deberías y que elijas alimentos que te den más sueño.

Haz comidas pequeñas durante el día: para mantener los niveles de azúcar en la sangre estables puede ser mejor comer varias veces al día en vez de hacer una gran comida. También hace que el cuerpo gaste menos energía para digerir, y así puedes mantenerte despejado por más tiempo.

Lleva una dieta saludable: evita los productos con mucha azúcar refinada y los carbohidratos simples. “Elige comidas naturales que tengan mucha fibra y proteína, como granos integrales, legumbres y nueces”, explicó Clark.
Haz ejercicio: aunque sea una caminata de diez minutos antes de regresar a trabajar puede ayudarte a estar alerta por más tiempo.

Ve con un doctor: si estás cansado constantemente, puede ser que tengas una deficiencia de minerales o vitaminas en tu cuerpo.

Los alimentos más sanos, como los vegetales y los granos integrales, pueden ayudarte a mantenerte despierto durante el trabajo y también a llevar una dieta sana y balanceada. Tu productividad puede mejorar y ¡tu salud también!

Fuente EP Mundo Vix
Cargando...
Cargando...