Inesperada confesión de Ana Colau

El anuncio de Xavier Domènech de dejar todos sus cargos políticos no pasó desapercibido para Ada Colau. La alcaldesa de Barcelona ha desvelado este martes en su cuenta de Facebook que en el último año se ha planteado dejar la política“en más de una ocasión” pero que “de momento” resiste. Colau hizo esta confesión en una carta pública.

Colau ha confesado que “otros compañeros políticos” también han pensado en la retirada política y que en su caso no lo ha hecho “por responsabilidad, porque hay un gran grupo humano detrás, porque quiero mucho a mi ciudad y es un honor trabajar para ella”.

El último año ha sido “especialmente duro” para Ada Colau, que reconoce en su carta que “no nos gusta ni es nuestra” el estilo de hacer política actual que “olvida los grandes objetivos y dificulta los consensos”. También incluye en los motivos que le han llevado a plantearse tirar la toalla el hecho de que el ritmo de vida “frenético” de la política resultan “incompatibles” con la crianza y el cuidado de las personas.

Ada Colau considera que “hay o debería haber límites” a esta forma de hacer política a la que si no se le pone freno provocará que se dediquen a ella “hombres ricos, sin escrúpulos, corruptos y sin responsabilidades familiares”.

Para la política barcelonesa, esta reflexión pública expresada por la política barcelonesa supondría, según “la visión clásica patriarcal” de la política, “un signo de debilidad y una crisis en la organización”, pero según su manera de entender esta actividad pública, supone “nuestra fortaleza, nuestra esperanza de un futuro mejor”.

Fuente EP Mundo La Vanguardia
Cargando...
Cargando...