La que se armó en un Abasto Bicentenario por dos espaguetis y un aceite

Desde las cinco de la tarde del día lunes se mantienen en la puertas del Abasto Bicentenario de Carúpano, en el municipio Bermúdez del estado Sucre un gran número de personas, que empezaron a apartar los puestos porque se corrió el rumor que venderían productos de primera necesidad los día martes 12 y miércoles13 de junio.

La situación es normal cada vez que se realizan ventas en el abasto del gobierno, donde solo venden productos cuando llegan cavas entre semanas y se genera un caos en el centro de Carúpano, asemejándose a las fiestas de carnaval.

Familias con bajos recursos se ven en la necesidad de someterse al calvario de comprar en la red pública de alimentos, para poder rendir el dinero, para ello debe amanecer en aceras con cartones, realizar sus necesidades en la calle, aguantar insultos y hasta golpes de quien quiera colocarse de primero en la cola.

Nohelia Ortiz, es ama de casa y habitante de Carúpano. Manifiesta que cuando se enteran que venderán productos amanecen en la cola del abasto con integrantes del núcleo familiar, para poder adquirir productos a precio justo y llevar alimentos a su casa.

“Mi esposo trabaja y no puede venir, el está pendiente de traernos algo de comida y darme la vueltica. A veces amanecemos y vienen vendiendo al otro día, pero hay que apartar el puesto, esto se pone feo sobretodo con los revendedores, es horrible pero un mal que debo pasar para que mis hijos puedan comer harina pan y arroz”, agregó.

En el alboroto de la cola y los gritos de las personas por no quedar afuera del abasto donde se expendió dos espagueti y un aceite en Bs. 500.000, hizo presencia la Guardia Nacional para controlar la turba de gente que buscaban tumbar las puertas del establecimiento.

Juana González indicó que primero ingresan al abasto policías, militares y amigos de los trabajadores y los revendedores, mientras que los que amanecen muchas veces no pueden comprar. “Para hacer nuestras necesidades nos turnamos y buscamos el lado mas oscuros de la zona. Ya esta situación es inaguantable, un sueldo mínimo no alcanza para nada”.

Fuente EP Mundo El Pitazo
Cargando...
Cargando...