Los detalles macabros que la madre de Gabriel Cruz pide callar

Patricia Ramírez, madre del niño Gabriel Cruz, ha reclamado este lunes a las dos asociaciones que han pedido personarse como acusación popular en la causa que se retiren, y a los medios que eviten el “dolor de hacer públicos detalles macabros” sobre la muerte de su hijo. Sin embargo, poco después, el titular del Juzgado de Instrucción número 5 de Almería, Rafael Soriano, ha aceptado la personación de las mismas como acusación popular.

Se trata de la asociación Clara Campoamor y la Asociación Andaluza de Estudios Penales, quienes habían solicitado personarse en la causa como acusación popular. “Esta situación nos ha resultado algo invasiva”, aseguró Patricia, quien lamentó que ambos colectivos no han contactado con ella o con el padre del niño, Ángel Cruz, “ni siquiera para trasladar su intención de participar en el proceso”.

Afirma que tampoco lo han hecho con su abogado, Francisco Torres, en quien han depositado toda su “confianza, sabiendo que va a respetar en todo momento” la forma que los progenitores han tenido de “proceder desde que todo este trágico suceso se desarrolló”.

“Difícilmente nos podemos ver representados por estas dos iniciativas, desconociendo además cuáles son sus intenciones o su posicionamiento. Pienso que si hubieran pretendido ayudarnos, debían haber comunicado con nosotros o nuestro abogado”, incidió.

Patricia Ramírez sostuvo que están “bien representados” a través de su letrado y la Fiscalía y mostró su preocupación de que por esta petición popular “se dilate aún más el juicio en el tiempo, llegando a entorpecer la línea de acusación” que los representa y que “puedan hacerse públicos debates sobre aspectos que ya no resultan relevantes tras la pérdida de Gabriel”.

Por ello, pidió a ambos colectivos que se retiren y dejen a la familia “actuar de la mejor forma, que será la que conseguirá un juicio justo y una sentencia acorde con la atrocidad cometida”. Pero fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) han informado que las dos solicitudes realizadas han sido aceptadas por el juez, así como que se mantiene el secreto del sumario, que ha sido prorrogado un mes más por el magistrado.

Asimismo han indicado que se mantienen las cuatro nuevas declaraciones de testigos del caso previstas para este jueves, entre ellas la de la hija de la asesina confesa del niño, que tendrá que testificar personalmente y no por videoconferencia.

Situación con los medios

Por otro lado, Patricia ha asegurado que en su caso y en el de Ángel Cruz, el “dolor no te deja ni un minuto a solas y el estado de frustración te acompaña en cada momento”. “Así por medio de la presente pido ayuda nuevamente para que se imponga el sentido común y nos dejen proceder siempre dentro de la ley con la dignidad que corresponde a nuestro hijo Gabriel. Como su madre voy a seguir protegiendo sus derechos sin duda alguna”, ha dicho.

Asegura que no todo vale y que los principios éticos y morales han de estar siempre “presentes como estandarte en esta sociedad”.

“Él ya se fue y creo en el derecho a pedir alejarse de lo sórdido, que se nos evite el dolor de hacer públicos detalles macabros y aspectos de la investigación que resulten psicológicamente dañinos”, afirma.

“Somos conscientes de que se levantará el secreto, el caso ha sido muy mediático pero pienso que hay debates que deben hacerse en el juzgado y no en la televisión teniendo en cuenta que es un menor nuestro hijo y el ‘pescaíto’ de mucha gente buena”, ha añadido. Por ello, pide aunque sabe que fue un “brutal asesinato” que se permita a la familia “dejar en la intimidad los detalles que puedan dañar su imagen, y nuestra alma y la de mucha gente”.

Fuente EP Mundo 20 Minutos
Cargando...
Cargando...