Saltar al contenido
3
Ene

Militares implicados en la masacre de Barlovento

Actualizado: 03/01/2018 15:06

Una situación irregular se suscitó el pasado 31 de diciembre en la población de Caucagua, en la región mirandina de Barlovento, donde fueron localizados tres hombres muertos y un cuarto sobrevivió. Al parecer, los victimarios fueron unos civiles y unos presuntos guardias nacionales, quienes amordazaron y justiciaron a las víctimas, tras una discusión en una licorería.

Las víctimas fatales fueron identificadas como Yorman Joel Betancourt de 28 años de edad, Onil Yaguaracuto de 25 años, estudiante de parasistema y primo de Betancourt y un amigo de ellos de nombre Juan Carlos, quien era pescador en Higuerote.

Familiares de las víctimas acudieron este martes a la sede de Medicina Legal en Bello Monte y no quisieron conversar con los medios de comunicación social, sin embargo, fuentes extraoficiales comentaron que la madrugada del 31 de diciembre las víctimas, en compañía de un cuarto hombre quien al parecer también es familiar de los muertos, acudieron a una licorería ubicada cerca del puente Guayacán, donde supuestamente hubo una discusión por un pago.

Según la misma fuente, al establecimiento supuestamente llegó una comisión de la GN proveniente del aeropuerto de Higuerote y esposó a los cuatro hombres. Minutos después habría llegado el dueño del local, quien al parecer es un militar. El hombre al parecer estuvo agresivo y según comentó la víctima que quedó viva, amenazó de muerte a los cuatro retenidos por los vestidos de verde.

Los hombres fueron montados en una camioneta que aparentemente es del dueño del local, llevada por dos sujetos; uno de ellos apodado El Manco y salieron escoltados del lugar por la GN, hasta un puente en la población de Caucagua, donde le quitaron las esposas y los amarraron de manos y pies con las trenzas de sus zapatos, les quitaron sus pertenencias y procedieron a dispararles, para luego tirarlos al río.

De los cuatro hombres uno quedó con vida y como pudo llegó hasta unas casas aledañas, donde pidió ayuda y fue entonces cuando entró en contacto con la familia.