Saltar al contenido
2
Jul

Nacho desató la histeria en Aruba

Conocido como “el Negrito de ojos claros”, Ozuna volvió loca a la fanaticada que le acompañó en el Aruba Summer Music Festival donde compartió tarima con el venezolano Nacho.

Los seguidores de la estrella puertorriqueña quedaron saciados del trap, reguetón y hasta la bachata del cantante de 26 años. Con camisa, sin camisa, bajo la lluvia y durante dos horas cantó todos sus temas; las canciones con las que comenzó su carrera en el 2015, las colaboraciones que lo catapultaron y los hit que no paran de sonar en discotecas, radios y autobuses. “Tu Foto”, “Corazón de seda”, “Solita”, “El Farsante”, “Te vas”, “Te boté” y “Me niego” fue parte del repertorio; el mismo que interpreta en su Odisea World Tour.

Es la primera vez que Ozuna cantaba en “la isla feliz”, por eso se entregó por completo y su público, de toda América Latina, lo agradeció bailando y coreando cada una de las canciones. “Qué energía tienen en Aruba, estoy asombrado de tener tantos fanáticos aquí y ver tantas mujeres bellas”, dijo emocionado Juan Carlos Ozuna Rosado.

El reguetonero no tiene bailarinas en escena, su perfomance es él caminando de un lado a otro, brincando y una que otra vez mueve un poco la cadera. Un corista y una banda de siete músicos lo acompañan en el show repleto de pirotecnia. Ozuna acostumbra a tener invitados en sus conciertos y esta vez no fue la excepción. Alex Sensation interpretó Que Va junto al boricua.

Minutos antes, Nacho hizo su presentación ante 8 mil personas en el mismo escenario del Harbour Arena frente a la playa, en plena capital de la isla caribeña. Es segunda vez que canta en el Aruba Summer Festival; la primera fue junto a Chino en el 2016 y ahora lo hace como solista.

Romántico y brutal, así fue el show que ofreció “La criatura”, ahora con un perfomance más internacional repleto de visuales, pirotecnia y bailarines. Con su pegado “Te Vas” dio inicio a su espectáculo, haciendo un recorrido por sus canciones durante el dúo, como solista y también los temas que ha escrito para otros artistas, como Materialista de Silvestre Dangond.

Pocos cantantes logran lo que Nacho puede hacer: interpretar temas featuring sin el otro artista y que suenen bien. No hizo falta que estuviera Sanluis, para que “Se acabó” fuera tan coreada o Sebastián Yatra y Wisin, en “Alguién robó”.

El momento más emotivo de la noche fue cuando dedicó unas palabras a su natal Venezuela, con pancartas de protesta en manos y sus bailarines amordazados, interpretó Mi Felicidad, con la que más de un venezolano se abrazó y lloró. “Vivo enamorado de mi Venezuela querida. Te quiero libre Venezuela”, dijo antes de cantar Báilame y de nuevo Te vas, para despedirse de Aruba.

Dushi, Dushi, se escuchaba entre los arubianos al salir del concierto, una expresión en papiamento que significa cariño. ¡Dushi Ozuna, dushi Nacho!