No creerá lo que hicieron a colombianos detenidos por terrorismo

Tras permanecer dos años detenidos, un grupo de 59 ciudadanos colombianos fueron imputados este jueves 29 de noviembre.

Los delitos por los que se le acusa son terrorismo, asociación para delinquir y falsificación de documentos, a pesar de contar con una boleta de liberación desde 2017.

Los extranjeros permanecen detenidos en la sede de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) desde 2016, en La Yaguara.

“No dejaron pasar a los abogados defensores y les impusieron defensores público, a pesar de que estábamos ahí. Tuvimos que quedarnos afuera al aguardo de una deportación o de una liberación, como se esperaba”, confirmó Alfredo Romero, director de la ONG Foro Penal.

Romero aseguró que se trata de una violación a los derechos humanos debido a que los imputados, durante los dos años detenidos, no se les encontró delito alguno de los que se les acusa.

“Es una detención arbitraria en la cual existe una utilización del sistema de justicia para perseguir. Son 59 ciudadanos inocentes que tenían una orden de libertad desde 2017. Se manipula esto para tapar los efectos de las violaciones a los derechos humanos, denunciado intencionalmente”, expresó.

La decisión fue dada en el tribunal 47 de Control de Caracas, a cargo de la juez Cecilia García. Habrá una a audiencia preliminar en 45 días, en la cual se explicaría si se comienza o no un proceso judicial.

“Es un proceso violatorio. No tenían ni siquiera una orden judicial y ahora los imputan por delitos desde hace 2 años sin ninguna investigación”, dijo Romero.

En noviembre de 2017 un tribunal de Caracas ordenó la libertad de estos ciudadanos extranjeros. Pero esta orden nunca se acató y el pasado 22 de noviembre la sala constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), suspendió los efectos de esta sentencia, porque había un proceso administrativo en tema migratorio.

“La sala constitucional actuó después de una solicitud de revisión de sentencia, que es algo extraordinario y excepcional. Pero se decidió de un día para otro suspender los efectos de una sentencia que le ordenaba libertad”, dijo Romero.

Dos años presos

Estos ciudadanos colombianos están detenidos en la capital desde agosto de 2016. En principio era un grupo de 92 personas, de diferentes lugares y la mayoría indocumentados que trabajaban en Venezuela.

“Lo que les dijeron cuando los detienen es que ellos eran parte de un grupo de paramilitares, de un supuesto campamento. Lo que ocurre es que crean una situación para justificar una propaganda política de una supuesta conspiración”, expresó Romero.

Previo a la detención, la frontera colombo-venezolana fue cerrada durante casi un año, en agosto de ese año, por el presidente Nicolás Maduro, quien implementó esta medida con el fin de combatir a presuntos paramilitares que operan en esa zona.

Colombia y Venezuela comparten 2.219 kilómetros de frontera en la que operan contrabandistas, bandas criminales y guerrillas.

Fuente EP Mundo Efecto Cocuyo
Cargando...
Cargando...