¡Puigdemont está en libertad!

El Tribunal Regional Superior (OLG) de Schleswig-Holstein, en el norte de Alemania, ha dictado este jueves libertad bajo fianza de 75.000 euros para el ex presidente catalán Carles Puigdemont y declara que no ve admisible el delito de rebelión que le imputa la justicia española.

La policía alemana detuvo al expresidente de la Generalitat de Cataluña el pasado 25 de marzo, cuando acababa de cruzar en coche la frontera desde Dinamarca en su viaje de regreso a Bélgica, a raíz de la euroorden de detención cursada por la justicia española.

Tras su arresto en Kiel, capital del estado federado de Schleswig-Holstein, fue trasladado al centro penitenciario de Neumünster, en el mismo estado germano.

Puigdemont fue detenido por la policía alemana el pasado 25 de marzo, cuando acababa de cruzar en coche la frontera desde Dinamarca

Su detención propició diversas manifestaciones en Cataluña, que se saldaron con 87 personas atendidas por heridas leves en Barcelona, Lleida y Tarragona.

En total, son 12 los días que Puigdemont ha permanecido en la prisión de Neumünster, en el norte de Alemania.

Durante este tiempo en la cárcel, en el que llegó incluso a disfrutar de un menú especial durante la Semana Santa a base de ragú de ternera y arroz con leche, entre otros, las autoridades alemanas se han afanado en analizar a la orden de extradición impuesta por España antes de ponerlo en libertal, tal y como se ha conocido este jueves.

La medida

Según explica el tribunal en un comunicado, la sala primera de lo penal considera en principio que la imputación del delito de rebelión es “inadmisible”, pero cree que sí puede ser aceptado el de corrupción, como malversación de fondos públicos, por lo que el proceso de extradición sigue su curso.

“Los actos que se le imputan no serían punibles en Alemania según la legislación vigente aquí”

Aunque afirma que se mantiene el riesgo de fuga, el tribunal considera que al ser “inadmisible” el delito de rebelión, éste se reduce de forma considerable, por lo que deja en libertad al político independentista con una fianza de 75.000 euros.

Según apunta, “por motivos jurídicos” no puede aceptarse una extradición por rebelión de acuerdo con el Código Penal español, ya que “los actos que se le imputan no serían punibles en Alemania según la legislación vigente aquí”. A su juicio, el delito que podría ser equiparable en Alemania, el de “alta traición”, no puede aplicarse porque no se cumple el requisito de la “violencia”.

Fuente EP Mundo El Español Navarra La Vanguardia
Cargando...
Cargando...