Recetó opiodes sin control y su castigo causa indignación

Nadie se esperaba que tras causar tanto daño se saliera con la suya. El médico de Oakland Park Andrés Mencia, acusado de recetar 1, 200 dosis de opiodes diariamente, el viernes salió absuelto de nueve de los 10 cargos de drogas y estafa de los que era acusado en una corte federal.

Mencia tendrá que cumplir condena en una cárcel federal y enfrente medidas disciplinarias por parte del Departamento de Salud de la Florida, que quiere castigarlo por otro asunto.

El jurado halló culpable a Mencia de un solo cargo: confabulación para distribuir una sustancia controlada. Mencia fue declarado inocente de confabulación para cometer estafa postal, confabulación para cometer estafa al sistema de salud y estafa postal, dispensar una sustancia controlada y lavado de dinero.

Mencia fue representado por abogados del bufete Black, Srebnick, Kornspan & Stumpf, del célebre abogado Roy Black. Mencia será sentenciado el 7 de septiembre. Ese día, Mencia sabrá qué le espera en un futuro. Cuando los fiscales encausaron a Mencia, sus peticiones incluyeron el decomiso de dos cuentas bancarias y dos casas.

Las propiedades de bienes raíces que buscan son la casa de Mencia de cinco dormitorios y cinco baños del área de Coral Ridge Country Club que compró por $1.4 millón en 2015 en Fort Lauderdale, y la mansión de seis dormitorios y seis baños y medio, de 6,000 pies cuadrados, en Delray Beach que Mencia compró en el 2015 por $2.17 millones.

Rico descarado

Mencia adquirió las casas el mismo año que, según los fiscales, comenzó una estafa con píldoras que mantuvo desde enero de 2015 hasta octubre de 2017. En abril, tres empleados de la oficina de Mencia, Nadira Sampath-Grant, John Mensah y Oscar Luis Ventura Rodríguez se declararon culpables de confabulación para estafar a Estados Unidos al distribuir ilegalmente sustancias controladas.

Ventura Rodríguez ya comenzó su condena de cinco años de cárcel en el Centro Federal de Detención del downtown de Miami. Por su parte, Sampath-Grant y Mensah todavía no han sido sentenciados.

Según documentos judiciales, Ventura Rodríguez y Sampath-Grant, admitieron haber distribuido 600,000 píldoras Schedule II de 10 mg., lo que equivale a unas 598 píldoras diarias.

Mencia tiene licencia para ejercer la medicina en la Florida desde 1997. El Departamento de Salud presentó una demanda administrativa contra Mencia, pero más por inacciones que por acciones en el Instituto Adulto y Geriátrico. De acuerdo con la demanda, una paciente llegó a la consulta de Mencia quejándose de dolores abdominales y en la espalda, presión en el pecho y vómitos.

Aunque Mencia ordenó que se le hiciera un ultrasonido para detectar posibles piedras en la vesícula, en la demanda se argumenta que nunca discutió los resultados del ultrasonido con la mujer ni la referió a un cirujano.

Unas cinco semanas después del primer ultrasonido, otro ultrasonido reveló piedras en la vesícula y la mujer tuvo que ser operada de urgencia para extirparle la vejiga.

Fuente EP Mundo El Nuevo Herald
Cargando...
Cargando...