Saltar al contenido
muerte de Joselyn Alejandra Niño
7
Sep

La espeluznante muerte de la adolescente sicaria alias «La Flaca»

Actualizado: 07/09/2019 15:54

Tras el asesinato del «Juanito Pistolas», salió a relucir la espeluznante muerte de Joselyn Alejandra Niño alias «La Flaca». La joven de 18 años formaba parte del Cartel de Las Flacas.

El hecho ocurrió en la frontera entre Estados Unidos y México, específicamente en el Paso Texas, en el año 2016.

Localizaron a la joven descuartizada dentro de una hielera en el puente fronterizo entre Matamoros, Tamaulipas en México y Browsville, Texas, Estados Unidos. En esa misma zona, también se encontró el cuerpo de otra mujer y un hombre decapitado.

A Joselyn se le conoce como “La Flaca”, no solo por el nombre de su organización, sino también por su delgada contextura. Cabe destacar que Niño también trabajaba para el Cártel del Golfo, a pesar de que uno de sus grupos la traicionó.

El Cártel de las Flacas fue un grupo de mujeres jóvenes que operaba de manera independiente. Las féminas eran adiestradas para asesinar a grupos adversarios en los estados de Baja California, Nuevo León, Sonora y Tamaulipas, en México.

Físicamente parecidas, utilizaban chalecos antibalas, cadenas de oro, cabello liso y lentes de sol sobre la cabeza.

Además de ello, su apariencia infantil las ayudaba a pasar desapercibidas entre sus víctimas. Sus únicas fotografías aparecieron en el año 2015 a través de las redes sociales, mismas que fueron publicadas por una célula de El Cártel del Golfo llamado “Los Ciclones”, para que la policía las pudieran identificar y encarcelarlas.

La muerte de Joselyn Alejandra Niño alias «La Flaca»

Sin embargo, Joselyn fue reconocida por uno de los integrantes de “Los Metros”, también parte de El Cártel del Golfo, para secuestrarla entre el 13 y 15 de abril del año antes mencionado.

Un día después, Joselyn apareció descuartizada en un hielera y “Los Metros” confesaron el crimen a través de la red social de Twitter, en donde mostraron diversas imágenes. La joven fue identificada por uno de los tatuajes que tenía en su brazo.

El médico forense informó que Joselyn había muerto de un tiro en la cabeza, luego de ello fue desmembrada y congelada.

“Desde 2007, cuando el expresidente Felipe Calderón (México) intensificó la guerra contra las drogas, hubo un crecimiento fenomenal en asesinas o ‘sicarias’, que a menudo pueden operar más sigilosamente que sus homólogos masculinos”, advirtió, en su momento, Andrew Chesnut, profesor de Estudios Religiosos de la Universidad de Virginia, en Estados Unidos.

Los carteles de mujeres en México son formados por los mismos hombres. Ellos las reclutan desde muy pequeñas, las entrenan, y al llegar a la mayoría de edad, ya pueden ejercer funciones como asesinar a una persona.

Fuente: La República