Saltar al contenido
8
Feb

La petición del Embajador de EE.UU. en Colombia respecto a la ayuda humanitaria

El embajador de Estados Unidos en Colombia, Kevin Whitaker, pidió a los militares venezolanos que dejen pasar la ayuda humanitaria enviada desde su país hasta Venezuela, la cual el día de hoy llegó al centro de acopio en Cúcuta.

«Señores oficiales y tropas de las Fuerzas Armadas de Venezuela, tienen la oportunidad de participar en una gran campaña humanitaria, admirable, para dar una respuesta a los problemas de su país», afirmó Whitaker en la inauguración del centro de acopio que está ubicado en el paso limítrofe Las Tienditas.

El embajador agregó que los militares venezolanos tendrán que tomar una decisión que «la van a contar sus madres, sus hermanas, sus esposas y sus hijas; todos van a recordar y también el mundo entero».

Los primeros camiones con ayuda humanitaria enviada por EE UU para el país llegaron el jueves a Cúcuta, zona que limita con San Antonio del Táchira y Ureña.

En total fueron nueve camiones, dos grandes y siete pequeños, los que ingresaron al puente internacional Las Tienditas, uno de los tres pasos fronterizos con Venezuela.

Whitaker resaltó que esto es una campaña humanitaria «con base ética y moral que está formada para aliviar el dolor y el hambre» de los venezolanos.

«Es legal, está autorizado por el presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, es urgente, y ustedes (los militares) van a saber más de eso que nadie, viviendo allá en Venezuela, de lo urgente de la situación», añadió.

Por otra parte, el embajador recordó que el presidente estadounidense, Donald Trump, ha sido «muy claro sobre que todas las opciones» para Venezuela están sobre la mesa, aunque resaltó que ahora los gobiernos de su país y de Colombia están «enfocados en responder a las necesidades humanitarias, respondiendo al pedido del presidente Guaidó».

«Este solo es el comienzo, es importante, es significante, será repartido para los venezolanos en Venezuela y es un esfuerzo para responder a 20 años de corrupción y criminalidad», señaló.

Fuente: El Nacional