Saltar al contenido
dieta de la Luna
24
May

¡Ojo al dato! Lo que nadie te ha dicho sobre la dieta de la Luna

Actualizado: 24/05/2019 15:15

¿Has escuchado hablar sobre la dieta de la Luna? Seguramente te estas preguntando qué tendrá que ver una cosa con la otra. Hoy conocerás la relación entre la Luna y la Dieta.

Uno de los factores que más influye en la pérdida de peso es la capacidad de nuestro organismo de absorber agua y esto está ligado a la fuerza de atracción que ejerce la luna sobre los líquidos, y en mayor medida cuando la luna cambia de fase. Es decir, esta dieta está basada en la teoría de que los líquidos del cuerpo tienden a seguir los ritmos de las mareas, y que como se sabe, son provocados por la influencia de la luna.

El efecto adelgazante de la dieta de la luna no viene determinado tan sólo por el día de ayuno semanal, sino también porque no comer en esas 26 horas potencia notablemente los efectos desintoxicantes del ayuno, incrementando de forma decisiva la pérdida de peso.

Quizás hayas escuchado decir «lo que estás perdiendo es líquido no grasa», si es verdad, con el ayuno estas eliminando líquido, pero con ese líquido también estás eliminando las toxinas del hígado, es decir estas haciendo una limpieza del órgano más importante y que es nada más y nada menos que el encargado del metabolismo de los alimentos y de la depuración de las toxinas, y también estás limpiando tus riñones.

Qué es la dieta de la Luna

Con la Dieta de la Luna se pueden perder de 2 a 3 kilos.

Con la Dieta de la Luna pueden perderse de 2 a 3 kilos durante el día de ayuno y no es fácil recuperarlos ya que, como acabamos de decir, esta dieta estimula la eliminación de los líquidos y la desintoxicación del hígado, haciendo que baje el colesterol, incluso en los días sucesivos. Claro que esto no es magia y los resultados variarán según las costumbres alimenticias y la constitución física de la persona. Lo que podemos asegurarte es que si se realiza en el marco de una alimentación equilibrada, con un contenido en calorías proporcional al gasto energético, y realizando un poco de actividad física tendrás el éxito deseado; y no solo bajarás de peso sino que te sentirás mucho mejor.

En qué consiste la dieta de la Luna

Esta dieta no es peligrosa.

La Dieta de la Luna consta en realizar un ayuno de 26 horas a partir del cambio de fases de la luna, es decir un día completo más 2 horas. Durante este período se debe ayunar y beber abundante líquido.

Las fases donde más se baja de peso son la Luna Llena y la Luna Nueva. Los cuarto creciente y menguante son para mantener el peso, a estas fases las llamamos de apoyo o mantenimiento, por eso quizás en estas lunaciones no bajes en la balanza o bajes muy poco pero igualmente estas desintoxicando tu hígado.

Es importante pesarse antes de iniciar el ayuno y después de finalizarlo para llevar un control de lo que se ha logrado bajar.

Esta dieta NO es peligrosa ya que se trata de un ayuno de solo 26 horas, igualmente siempre recomendamos que si tienen dudas consulten con un médico.

Precauciones

No es recomendable hacer esta dieta si sufren de diabetes, están embarazadas o en período de lactancia y si tienen alguna enfermedad en curso. Jamás suspendan un medicamento por la dieta y recuerden que todo es bueno en su justa medida, no se debe ayunar por más tiempo del que indicamos, con esas 26 horas son suficientes.

Fuente: Cometa Mágico