Saltar al contenido

Agarran a abusador que “cazaba” a menores en las redes

La Policía Nacional ha detenido a un hombre de 48 años en La Línea de la Concepción (Cádiz) como presunto responsable de un delito de corrupción de menores cometido a través de Internet. El arrestado captaba a sus víctimas a través de la red social de Facebook y ofrecía recargas de 30 euros por mantener videollamadas de contenido erótico.

En el registro de su domicilio, los agentes han intervenido un teléfono móvil con dos tarjetas de memoria, así como tres discos duros, otras dos tarjetas de memoria y una tableta, ha informado la Policía Nacional en un comunicado. Su contenido está pendiente de análisis.

La investigación se inició en Málaga. A principios del pasado junio, los agentes de la Policía Nacional tuvieron conocimiento de que un usuario de Facebook estaba intentando contactar con menores a las que solicitaba realizar videollamadas de contenido erótico.

Según las averiguaciones de los agentes, el arrestado estableció contacto con una chica de Málaga, de 15 años, que se sumó a los más de 5.000 amigos que tenía en su perfil, muchos de ellos también menores.

Desde el primer momento, el detenido intentó conseguir el número de teléfono de la menor para iniciar una videollamada, invitándola a tener cibersexo con él. A pesar de la negativa de la chica, no desistió de sus intenciones y ofreció realizar una recarga de saldo en el teléfono móvil de la menor si ella finalmente accedía. Además, le dijo que ya lo había hecho antes con otras menores que ganaban 60 euros semanales.

Las conversaciones que mantuvo con la menor tuvieron en todo momento un contenido sexual. El detenido trató de conseguir imágenes de ella desnuda y llegó a enviarle un vídeo de contenido sexual explícito entre adultos para tratar de convencerla.

Los investigadores lograron identificarlo y localizarlo en la localidad gaditana de La Línea de la Concepción, donde fue finalmente detenido. El arrestado ingresó en prisión por orden judicial.

Desde la Policía Nacional han recordado la importancia de que los padres controlen el uso de estos dispositivos por parte de sus hijos menores de edad, configurando los terminales con herramientas de control parental para ello, y de que los niños sean educados en el uso responsable de Internet.