Categorías
EEUU

Fue ejecutado por el atroz crimen que cometió contra una bebé en 1993

El estado de Ohio (EEUU) ejecutó a Ronald Phillips, un hombre que fue condenado a muerte por violar y asesinar en 1993 a la hija de su entonces pareja, una niña de 3 años llamada Sheila.

La ejecución fue la primera en Ohio desde que en enero de 2014 el estado administró al reo Dennis McGuire una inyección letal defectuosa que marcó el inicio del declive de la pena de muerte en Estados Unidos.

Sheila tenía apenas tres años cuando Phillips abusó sexualmente de ella, la lanzó contra la pared y la golpeó

A Phillips, de 43 años, lo declararon muerto a las 10.43 hora local (8:43 a.m. de Venezuela) tras recibir una inyección letal en el Centro Correccional del Sur de Ohio (Lucasville), según notificó el Departamento Correccional y de Rehabilitación de Ohio (ODRC).

Los abogados de Phillips habían presentado dos recursos ante el Tribunal Supremo de EEUU que cuestionaban el método de ejecución utilizado por Ohio y la temprana edad del reo -19 años- cuando cometió el crimen, pero ambos fueron rechazados la noche del martes.

Sheila tenía apenas tres años cuando Phillips abusó sexualmente de ella, la lanzó contra la pared y la golpeó en la cabeza y en el abdomen hasta que murió el 18 de enero de 1993 en Akron (Ohio), de acuerdo con la autopsia y con su confesión.

La madre de la niña, Fae Evans, fue condenada a entre 13 y 30 años de cárcel por homicidio involuntario y murió entre rejas en 2008 a causa de un cáncer.

La ejecución de Ronald Phillips fue la primera en Ohio desde enero de 2014

Phillips fue el decimoquinto preso ejecutado este año en EEUU y el mil 457 desde que el Tribunal Supremo reinstauró la pena de muerte hace cuatro décadas en todo el país. Ohio ha ejecutado a 54 de estos presos.

En la noche del martes, de última cena, a Phillips le sirvieron una pizza de tamaño grande con pimiento morrón y champiñones, pastel de queso con fresas, un pedazo de pan ácimo, dos litros de Pepsi y un zumo de uva, como había solicitado, informó el ODRC.

Ohio tiene programadas hasta 2020 otras 26 ejecuciones que se han ido acumulando durante los últimos tres años y medio de bloqueo.

La próxima será la del reo Gary Otte, este 13 de setiembre.