Categorías
Mundo

Odebrecht también enloda a Keiko Fujimori

La líder opositora peruana Keiko Fujimori confió en que Brasil confirmará que nunca recibió dinero de la empresa brasileña Odebrecht, a través de la información solicitada por la Fiscalía de Perú sobre una anotación hecha por Marcelo Odebrecht.

La excandidata presidencial escribió en su cuenta de Twitter que siempre ha colaborado con la justicia y que “vengo siendo investigada desde hace 17 años”, cuando concluyó el gobierno de su padre, el sentenciado expresidente Alberto Fujimori (1990-2000).

El fiscal Alonso Peña Cabrera, jefe de la Unidad de Cooperación Judicial Internacional y de Extradiciones de Perú, declaró que existe información extraoficial sobre la existencia de anotaciones del empresario brasileño Marcelo Odebrecht sobre Keiko Fujimori y que han pedido a la justicia de ese país que se active la cooperación en ese tema.

“Tenemos extraoficialmente la información de que esa nota existiría”, comentó Peña en un programa de televisión del Ministerio Público en referencia a una anotación de Odebrecht en su teléfono celular incautado por la justicia brasileña.

El portal peruano IDL Reporteros había difundido en junio pasado unas notas de Odebrecht en las cuales indicaba “aumentar Keiko a 500 y hacer una visita”.

No obstante, la también exlegisladora agregó que “con el pedido de información de la Fiscalía a Brasil se confirmará que nunca recibimos dinero de Odebrecht”.

“Increíble e inaceptable campaña de desprestigio con re-refrito (noticia antigua) contra mi persona y Fuerza Popular”, escribió Fujimori en su cuenta de Twitter

El fiscal Peña explicó que ha pedido a la justicia brasileña que “se sirva remitir lo más pronto posible la cooperación judicial”, ya que esa “es la forma legal para que esa evidencia pueda ingresar a Perú y sea derivada a las instancias fiscales correspondientes”.

Detalló que a partir del caso de corrupción Lava Jato “en Brasil se produjeron actividades de allanamiento y se incautaron documentos”, por lo que hasta ahora parece que “hay gran cantidad de evidencia y documentos que aún no ha sido procesada”.