Skip to content

Acabó con su familia en Disney y ni el perro se salvó (Detalles de espanto)

Funesto hallazgo en Orlando

El espantoso asesinato de una familia entera sacude a un pueblo aledaño a Disney World: el padre confesó el hórrido crimen.

Anthony Todt, un fisioterapeuta de 44 años, confesó haber matado a su esposa Megan, de 42 años, y a sus hijos Alek, Tyler y Zoe (de 13, 11 y 4 años, respectivamente). Los motivos de la masacre son estremecedores.

Espeluznante asesinato de una familia en Disney World

Un hombre confesó el asesinato de su esposa, sus tres hijos y el perro de la familia en Celebration. Se trata de una pequeña comunidad desarrollada por Disney World al lado de los parques temáticos de Florida, informó la policía el miércoles.

“No consigo entender qué puede llevar a alguien a cometer actos tan malvados y horrendos”, dijo el comisario del condado de Osceola, Russ Gibson, en conferencia de prensa.

Todt, quien está cooperando con la investigación, enfrenta cuatro cargos de homicidio en primer grado y uno por crueldad hacia los animales por haber matado también al perro Breezy.

Esposado, vistiendo un mameluco blanco y rodeado de periodistas, Todt fue conducido a un coche que lo llevaría a una prisión del condado. Se desconoce el motivo de los homicidios.

Según reportó el diario local Orlando Sentinel, registros públicos muestran que enfrentaba serios problemas financieros en tres estados del país; y que era objeto de investigaciones federales de fraude.

Hallazgo de la familia Todt asesinada en Disneylandia

El lunes, la policía encontró los cadáveres en la casa de los Todt, pero no identificó a la familia hasta este miércoles.

Los Todt estaban desaparecidos al menos desde el 6 de enero y amigos y familiares habían abierto un grupo de Facebook para buscarlos y compartir información. Eso fue lo que llevó a la policía a investigar su paradero.

Celebration, al sur de Orlando y próximo a los parques temáticos, es una comunidad experimental desarrollada en los años 1990 por la compañía Disney World, que ya no es dueña de las propiedades.

La comunidad es rica en leyendas urbanas, como que Disney World contrató a gente para que paseara perros para que pareciera más hogareña y que sus cerca de 8.0000 habitantes tienen pases anuales gratis a los parques temáticos (falso).

Fuente: Infobae