Skip to content

Filtran la advertencia que le hizo la torre de control al piloto de Kobe Bryant

La última conversación con los operadores sale a la luz

Medios de comunicación difunden la última conversación del piloto del helicóptero de Kobe Bryant con la torre de control, y la advertencia que recibió.

“Siguen volando demasiado bajo para seguir”, fue la advertencia que le hizo la torre de control al piloto del helicóptero donde falleció la estrella de la NBA, Kobe Bryant, su hija Gianna y siete personas más. El dramático diálogo ocurrió instantes previos a la tragedia.

En un audio divulgado este lunes se escucha la última conversación que tuvo Ara Zobayan, el piloto, con el controlador, a quien le había solicitado una llamada VFR (Special Visual Flight Rules, o autorización especial de reglas de vuelo visual especial).

Conversación de la la torre de control y el piloto del helicóptero de Kobe Bryant

A continuación la transcripción de la conversación entre la torre de control y el piloto del helicóptero de Kobe Bryant, publicada por MARCA.

-Piloto del helicóptero: “Torre, ¿podemos seguir y comenzar a girar hacia el suroeste?”.
-Torre de Control: “¿Estás virando hacia condiciones de visibilidad aptas?”.
-Piloto del helicóptero: “Condiciones de visibilidad a 1500”.
-Torre de Control: “Contacte con control en el 134.2 para seguir con el vuelo”.
-Torre de Control: “Helicóptero 72EX…” (el piloto no los oye por la mala señal de radio y por la poca altitud).
-Torre de Control: “Helicóptero 72EX… estás siguiendo un código 1200… ¿estás solicitando seguir con el vuelo?”.
-Torre de Control: “Helicóptero 72EX… ¿puedes decirnos tus intenciones?”.
-Torre de Control: “Helicóptero 72EX… siguen volando demasiado bajo para seguir”.

Más detalles del accidente de helicóptero de Kobe Bryant

A las 9:30, la torre de Burbank le dice al piloto que puede pasar, que lo haga rodeando el aeropuerto por el norte, siguiendo la autopista 5, y que se mantenga volando en modo visual (VFR) a menos de 2.500 pies (762 metros) de altura.

En ese momento, inicia el viaje al oeste, donde está el suburbio de Calabasas. El piloto del helicóptero le dice a la torre de Burbank que su plan es seguir la autopista 118 hacia el oeste y luego seguir la autopista 101 hasta su destino. Dan por terminada la comunicación y el helicóptero contacta entonces con el otro aeropuerto del norte de Los Ángeles, el de Van Nuys. La torre de Van Nuys le dice que el viento está en calma y la visibilidad es de dos millas y media.

El piloto confirma a la torre de Van Nuys que está volando en modo visual a 1.500 pies de altura (457 metros). Rodea el pequeño aeropuerto, que se utiliza para vuelos privados, y gira entonces hacia el sur. El control del vuelo pasa entonces al sistema SoCal. Ya dan las 9:42.

El controlador de vuelo pregunta tres veces al piloto si necesita ayuda. No hay respuesta, seguramente porque el helicóptero vuelta tan bajo que no accede a la señal. “Helicóptero N72EX, vuela demasiado bajo para guiarlo en este momento”, le explican.

Los datos de Flightadar24 muestran que el aparato se acerca a las montañas a 1.200 pies de altitud (365 metros). De pronto, a las 9:43 se eleva bruscamente en apenas un minuto hasta los 2.000 pies (609 pies).

9:45, el aparato desaparece del radar. A las 9:47, el teléfono de emergencias de los bomberos de Los Ángeles recibe la primera llamada de un testigo diciendo que el helicóptero se ha estrellado cerca del número 4.200 de La Virgenes Road.

Con información de Marca y Depor